Economía en México

Reflexiones del COVID-19: planeación, innovación y oportunidades ante la crisis

8/04/2021

En 2020, y comparado con el 62% de las empresas a nivel global, el 81% de las compañías en México estuvieron mejor preparadas para lidiar con los impactos de la crisis del COVID-19, en gran medida debido a una “cultura de prevención que habría estado desarrollándose desde 2009 con la epidemia de AH1N1”, destacó la Global Crisis Survey 2021 de PwC.

En su encuesta bianual a líderes de negocios nacionales y extranjeros, la consultora internacional reveló que, después de casi 12 meses de crisis sanitaria y desaceleración económica, la “perspectiva de fortaleza y capacidad de respuesta” ante escenarios futuros de las organizaciones mexicanas es mayormente positiva.

A continuación revisamos las lecciones aprendidas de la pandemia y los aspectos a reforzar en los planes de respuesta y continuidad del negocio, en particular los de empresas inquilinas de parques industriales en México

Muestras de resiliencia

De acuerdo con PwC, las empresas mexicanas no se paralizaron por el brote de COVID-19 ni tampoco por la incertidumbre del regreso a la normalidad. Por el contrario, 54% de las organizaciones estableció un equipo de contingencia especialmente dedicado a evaluar el impacto de la pandemia, mismo que hoy sigue operando de forma organizada y focalizada. 

Asimismo, la crisis sanitaria evidenció la importancia de contar con fuentes sólidas de información para responder con un plan fortalecido. Así, 93% de los colaboradores percibió éxito de sus organizaciones en recopilar datos confiables en un entorno cambiante. 

En cuanto a la transformación administrativa, operativa y tecnológica, además del trabajo a distancia (home office) y la mejora a la experiencia del cliente (en especial por el boom del comercio electrónico), las principales áreas donde las compañías mexicanas implementaron o aceleraron cambios fueron: infraestructura informática y de telecomunicaciones (59%) y ciberseguridad o privacidad (51%).

"En comparación con su situación antes del COVID-19, los encuestados señalan que se encuentran en una mejor posición en áreas de resiliencia organizacional (59%), cultura (57%) y tecnología (54%). Esto habla del trabajo continuo de las empresas por utilizar de forma más eficiente sus recursos, a pesar de que la situación financiera no se encuentra en una posición tan favorable” señaló PwC. 

Estrategias a futuro

Debido a la pandemia, además de los problemas de liquidez financiera (41%), las empresas en México percibieron un 40% de impacto en su área de operaciones y cadena de suministro, un aumento sustancial en este rubro comparado con la encuesta pasada (14%). En tanto, la crisis de fuerza laboral (37%) fue la tercera mayor preocupación.

PwC-Global_crisis_survey_2021-graficoFuente: Global Crisis Survey 2021, PwC.

Ante esto, PwC enfatizó en la necesidad de establecer equipos multidisciplinarios donde se puedan revisar y calibrar constantemente los planes de respuesta y continuidad del negocio.

Para la consultora, las principales funciones en las que deberían enfocarse estos grupos de trabajo y sus programas de prevención son: 

1. Operativas. Entender e implementar planes de respuesta ante potenciales efectos en la operación de la empresa: cadenas de suministro, producción, fuerza laboral, insumos, etc.

2. Legales y regulatorias. Anticipar qué sucedería en una crisis bajo ciertos eventos que afecten las operaciones de la empresa y pudieran tener impactos contractuales o laborales, por ejemplo.

3. Comunicaciones. Identificar los canales de comunicación dentro y fuera de la empresa, y fortalecer los mecanismos para recopilar y transmitir información.

Junto con la cadena de suministro otra preocupación importante durante la pandemia fue el crimen cibernético (60% de encuestados), pero las organizaciones pudieron “divisar” ambas tendencias y adoptar medidas para contener sus impactos dados los procesos de digitalización y globalización que viven desde hace tiempo. 

Finalmente, al panorama mundial se suma la guerra comercial en curso entre China y Estados Unidos, que ha derivado en que los capitales busquen resguardarse en sectores que garantizan el rendimiento constante de sus inversiones. Y uno de los mas atractivos es el sector de inmobiliario industrial en nuestro país, el cual ha crecido en interés entre las empresas estadounidenses que están revisando sus cadenas de proveeduría, a fin de responder oportunamente a las demandas de sus clientes y fortalecer su operación ante posibles interrupciones futuras.

<< Nearshoring + T-MEC: armas de México para atraer inversiones >>

“El valor de un programa de respuesta a las crisis pudo comprobarse durante el año pasado. Aunque los esfuerzos actuales están enfocados en la pandemia, la realidad es que un programa de respuesta de crisis bien diseñado puede ser adaptado para enfrentar diversos eventos”, concluye la consultora.

En Frontier Industrial respaldamos la continuidad y expansión de los negocios que apuestan por el país. Por eso, nuestro portafolio de parques industriales en México cuenta con productos y servicios –como venta de terrenos, renta de naves industriales y proyectos Build to Suit– que dan certidumbre a las inversiones. Conócelo.

Ir al portafolio

Foto de portada: Markus Spiske vía Pexels.