Economía en México

Pese a tregua comercial con EU, manufactura China mantiene éxodo

13/02/2020

A inicios de 2020, los gobiernos de Estados Unidos y China firmaron el llamado acuerdo comercial de fase 1 con el se dio un freno a la escalada de aranceles y sanciones mutuamente impuestas y vigentes desde julio 2018, en el marco de la pelea entre estas potencias por la supremacía del comercio mundial.

Sin embargo, y pese a que el presidente Trump cantó victoria y prometió que con el acuerdo fase 2 terminaría la disputa, varios fabricantes del gigante asiático actualmente viven un éxodo en busca de mejores condiciones para su producción.

Conoce aquí los factores que propician este fenómeno, y cómo este conflicto ha beneficiado a México.

Entorno complicado

En un artículo publicado por el South China Morning Post se relatan varias historias de fabricantes y proveedores globales que tomaron la decisión de salir de China, aún después de haberse anunciado el acuerdo fase 1.

En gran medida, señalan asesores de negocios y economistas, las condiciones de inversión se habían vuelto insostenibles aún antes de la guerra arancelaria. En particular, señalan factores como:

■ Alzas de costos laborales

De acuerdo con datos de Statista, en 2019 los salarios en China alcanzaron los 5.78 dólares por hora. En comparación, México promedió $4.66/hora y Vietnam un bajo $2.91/hora.

■ Entorno regulatorio volátil

Las constantes reformas a las leyes de inversión –como la propuesta por la cámara legislativa china en marzo pasado y que teóricamente obligaría a joint ventures chino-estadounidenses a redactar nuevos contratos– mantienen nerviosos a los capitales extranjeros.

■ Aumento en la percepción de riesgo asociado con vivir y trabajar en China

Aún antes de la emergencia sanitaria por la irrupción del Nuevo coronavirus –que obligó al cese masivo de fábricas en varias provincias chinas–, los estándares de vida en ciudades como Shanghái y la capital Pekín se pauperizaron dada la combinación entre un alto costo de vivienda y un bajo poder adquisitivo.

■ Amenaza constante de aranceles cada vez más altos

Aunque con el acuerdo fase-1 se redujeron a la mitad varios aranceles, EU y China mantienen vigentes otros por cantidades mayores. Y los analistas señalan que las posibles ganancias que se obtendrían de los nuevos compromisos de compra no compensarían los casi 40 mil millones de dólares (mdd) en pérdidas acumuladas.

A esto se agrega que países como Brazil y Turquía han impuesto altos aranceles a las importaciones chinas por su propia cuenta.  

Así, la llegada de 2020 significó para China dejar de ser considerada la “fábrica del mundo”, luego de tres décadas seguidas de ofrecer una combinación de bajos costos, calidad, recursos humanos e infraestructura de producción.

Disociación y reubicación

Ante estas señales, el cambio de flujos comerciales no se hizo esperar, con un estimado de 165 mil mdd en ventas que se reubicaron en otros mercados.

De acuerdo con un reporte de la UNCTAD (Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo), Taiwan, México y Vietnam fueron los países que tuvieron un mayor aumento de sus exportaciones hacia los EU.

Particularmente, durante el primer semestre de 2019 nuestro país vio un incremento de 3 mil 500 mdd en ventas de los sectores alimentario-agrícola, de equipo de transportes y maquinaria eléctrica. Y aún con el fin de la disputa, se prevé que varias de estas órdenes se mantengan.

Antes de la guerra de aranceles, China era el primer socio comercial de los EU. Hoy en día, México y Canadá subieron el escalafón mientras las compras de productos chinos en territorio estadounidense llegaron a su nivel más bajo desde marzo de 2013.

Paralelamente, decenas de compañías han anunciado su intención de desacoplar su producción de China, entre ellas gigantes tecnológicos como Apple, HP y Google.

Pero no sólo las trasnacionales, sino también proveedores chinos están empezando a buscar socios en mercados aledaños como Tailandia, y otros estudian a fondo las ventajas de modelos como el nearshoring en México.

Si buscas las mejores oportunidades en renta de naves industriales que cumplan con las normas internacionales de construcción y servicios, con acceso a mano de obra y cadenas de proveeduría, en Frontier Industrial te ofrecemos un portafolio que se ajusta a las necesidades de tu producción.

Ir al portafolio