Sector Industrial en México

Nearshoring en México: 4 factores de inversión

17/12/2020

Durante casi todo 2020 se debatió sobre el fin de la supremacía china en la manufactura mundial, no solamente por el shock a la cadena de valor global que representó el brote de coronavirus, sino también por el impacto acumulado en el gigante asiático tras una década de inflación, tensiones geopolíticas y lentitud en la proveeduría.

Así, entre las diferentes alternativas para reconstruir cadenas de suministro con mayor resistencia a estos eventos disruptivos, analistas y expertos en Estados Unidos han destacado el nearshoring en México como una estrategia de relocalización de la producción justo donde se necesita: en un país vecino, que además es un socio comercial confiable y altamente rentable. Por eso, en este artículo revisamos 4 características que respaldan esta decisión de inversión, de acuerdo con Colliers International.

1. Ubicación estratégica

Con más de 3 mil kilómetros de frontera compartida y zonas horarias similares, México y EU están en sincronía tanto en tiempo como en distancias.

Así, a través de una óptima e interconectada red carretera y ferroviaria, un embarque de mercancías o suministros desde territorio mexicano hasta los principales mercados estadounidenses toma 3-4 días, comparado con las 3 a 4 semanas que toma a un navío desde puertos chinos.

Este acceso probó ser realmente valioso durante los meses más álgidos de la pandemia de COVID-19, especialmente en la aduana Juárez-Lincoln –ubicada en la frontera entre Tamaulipas y Texas–, que se volvió uno de los puntos con mayor tráfico de mercancías en toda la Unión Americana cuando los embarques de China cayeron.

Además, la red marítima y aérea le permite a México llegar a todo el continente americano y más allá. Con esta conectividad, casi cualquier modelo de proveeduría “just in time” (a tiempo) es factible y mucho menos complejo.

2. Entorno laboral atractivo

La percepción de que la fuerza laboral china es más avanzada y barata que la mexicana se ha esfumado casi por completo. Y es que presiones inflacionarias en la última década han hecho que los salarios en China hayan perdido competitividad.

Así, dependiendo la fuente de consulta, el costo laboral para puestos de manufactura en México se estima menor a la del país asiático por unos $2 dólares. Para muestra, tenemos esta gráfica con datos de Reshoring Initiative:

Frontier-salario-promedio-grafico

Como se puede apreciar, los salarios promedio para operadores de maquinaria europeos y estadounidenses son desproporcionados, aunque cabe señalar que estos países suelen compensar estos costos con una alta automatización.

Otro punto a favor de México es el alto nivel de preparación de las plantillas laborales, con más de 112 mil graduados al año a nivel técnico y de ingeniería, quienes además tienen experiencia global y usualmente son multilingües.

3. Acuerdos comerciales

Con la entrada en vigor del renovado Tratado México-Estados Unidos-Canadá (T-MEC), se han manifestado algunas preocupaciones por las disposiciones de valor contenido regional y salariales. Sin embargo, la mayoría de los analistas coincide en que el principal valor acuerdo es la certidumbre que brinda, sobre todo si lo comparamos con la volatilidad de las relaciones China-Estados Unidos.

Otro punto a favor de México es que se ha consolidado como una plataforma de exportación y facilitación al comercio, al tener firmados acuerdos con 43 países que le dan acceso preferencial los productos mexicanos a mil 250 millones de consumidores en todo el mundo.

4. Mercado extendido

Finalmente, un punto clave para el establecimiento de cadenas de suministro es la cercanía al mercado de consumo. Pero, además de compartir lazos culturales, las personas de ambos países cada vez tienen estilos de vida similares, y con ello aumentan las expectativas de ciertos bienes y servicios. Así, compañías de los EU tienen un incentivo de 125 millones de mexicanos como potenciales consumidores.

A esto se suma el impacto positivo de las inversiones extranjeras en nuestro país, que ha elevado los estándares de vida en varias regiones de México.

<< Nearshoring en México: ventajas y ahorros para empresas extranjeras >>

Las ventajas del nearshoring en México –de ser mejor, más rápido y barato–, son los mismos factores que impulsan las decisiones de los consumidores, y esto lleva a las empresas a voltear a México como la alternativa a China”, concluye el experto de Colliers.

En Frontier Industrial respaldamos la atracción de inversiones que apoyen al crecimiento de la economía nacional. Por eso, nuestros parques industriales en México cuentan con la ubicación y los servicios de calidad que impulsan las inversiones y fomentan la integración de las empresas a las cadenas de suministro en Norteamérica y el mundo. Habla con nuestros asesores.

Háblanos de tu proyecto